Visita nuestra web. Todo más ordenadito, mejor.

23 de enero de 2011

Globalización, capitalismo y otros resortes de poder (5) Somalia fallida: de piratas y vertidos tóxicos



Les ofrecemos el documental "Somalia, viaje al país de los piratas", dirigido en 2008 por el francés Patrick Forestier sobre este gran problema de nuestro tiempo y que tantos quebraderos de cabeza está ocasionando a la navegación en esa zona del mundo tan castigada y convulsa. Su equipo se movió por la región de Puntlandia, una región que funciona como si fuera un auténtico Estado dentro de un país fallido donde impera el caos, la violencia, el crimen organizado y la extorsión. 

Sin embargo no hemos de olvidar la depredación de los recursos pesqueros del país africano por parte de flotas pesqueras mayormente occidentales que han ido agotando los caladeros somalíes, lo que ha afectado directamente sobre la pesquería tradicional privando a las poblaciones costeras de su mayor recurso comercial y aporte de proteínas en su dieta. Esto ha arrojado a miles de personas a la piratería, a nutrir las filas de los señores de la guerra o a los yihadistas de Al-Shabab.

Los ataques se llevan a cabo por toda la costa de Somalia, con gran incidencia en el golfo de Adén aunque los piratas provienen sobre todo de la región autónoma de Puntlandia, cuyo gobierno se ve impotente para controlar lo que se está convirtiendo en la mayor fuente de ingresos de la zona por el cobro de rescates de marineros, mejor si se trata de ciudadanos occidentales. Esto ha provocado que cada vez más países como Francia, Estados Unidos, Grecia, España, Holanda etc estén destinando barcos de guerra y soldados para patrullar las aguas e impedir los cada vez más numerosos secuestros. De esta lucha va este documental.



Pero para ofrecer otra cara de la realidad que actualmente impera en el país del Cuerno de África el documental 'Toxic Somalia' (Paul Moreira, 2010) se sumerge en las raíces de la inestabilidad política que sufre el país y aborda de una forma crítica el tráfico ilegal de residuos tóxicos que procedentes de países europeos son vertidos en la costa del país. Se especula con que deshacerse de una tonelada de residuos podría costar únicamente 2,50 €, lo que ha supuesto una atractiva fuente de negocios para la mafia italiana, entre otros grupos criminales. 

El resultado es que cientos de personas están cayendo enfermas por la basura de otros, bien por la contaminación o por (como hemos apuntado más arriba) la explotación de las grandes compañías pesqueras extranjeras, los somalíes se ven privados de la que hasta hace poco era su principal fuente de ingresos: la pesca. Dos periodistas italianos ya han perdido sus vidas por investigar estas actividades, que subyacen detrás de aquellas imágenes descontextualizadas que de forma ocasional se muestran en los medios de comunicación sobre la realidad que vive este país africano.