Visita nuestra web. Todo más ordenadito, mejor.

21 de marzo de 2013

Ciclo de cine de animación (4) 'Trees and flowers', de Walt Disney


Conocíamos el corto de Walt Disney "Trees and flowers" de una adherencia con la canción Family Tree, de la banda TV On The Radio y hoy lo traemos a nuestro ciclo de cine de animación por ser un delicioso e imaginativo encuentro con nuestra niñez y la añoranza de unos dibujos animados tan distintos de los de hoy en día (mucho menos naif, más complejos y resabiados, acordes con los tiempos) y además el primer corto de animación galardonado con el Óscar en su categoría en 1932. Amanece y despiertan el bosque y sus habitantes...


Árboles y flores - Los mejores cortos de Walt Disney 

Susa Martin 29.10.2010

Árboles y flores ("Flowers and trees") es un cortometraje de animación, perteneciente a la serie Silly Symphonies producido en 1932 por Walt Disney, y dirigido por Burt Gillett. Distribuido por United Artists, su estreno tuvo lugar el 30 de julio de 1932.

Fue la primera película estrenada comercialmente producida a toda color con la técnica de Technicolor a tres bandas, tras varios años en que el Technicolor utilizó sólo dos colores. Árboles y flores estaba todavía en proceso de producción como cortometraje en blanco y negro cuando Disney descubrió las pruebas que Herbert Kalmus estaba realizando con el Technicolor a tres bandas. Decidiendo que la película era muy adecuada para probar la nueva técnica, Disney decidió desechar el metraje en blanco y negro, y rehacer el corto en color.

La película tuvo un gran éxito, tanto de taquilla como de crítica, y ganó el primer Óscar al mejor cortometraje de animación. Como resultado, todos los siguientes cortos de la serie Silly Symphonies fueron producidos con la nueva técnica de Technicolor a tres bandas.


La innovación ayudó a mejorar los resultados económicos de la serie. La otra serie de cortometrajes de animación de Disney, dedicada a Mickey Mouse, se consideraba suficientemente exitosa como para no necesitar el color, por lo que continuó en blanco y negro hasta 1935, en que se rodó el primero en color, The Band Concert.

Es interesante ver en el corto el juego de contrastes que hay: las hojas verdes de la juventud y el marrón apagado de la vejez y maldad, la vida y la muerte, el amor y el odio, la armonía y el caos, el agua y el fuego, la inocencia y las malas intenciones entre otros elementos. En este corto lo destacado no era solamente la acción, sino también la música y la expresividad de los personajes, las cuales alcanzaban suma importancia dentro de la obra. Aquí música y acción forman un tándem que se complementan de tal manera que forman un bloque indisoluble.

En fin, un interesante e imaginativo corto animado cuyos elementos esenciales constitutivos son la música y las danzas, el juego de contrastes, el antropomorfismo, el Technicolor, la expresividad de los personajes, la fantasía, y la coordinación en los movimientos al compás de la banda sonora.