Visita nuestra web. Todo más ordenadito, mejor.

14 de diciembre de 2011

Campanadas de la Historia (11) La conquista del Polo Sur

Hace cien años la expedición noruega comandada por Roald Amundsen fue la primera en llegar a los 90 grados de latitud sur, el centro geográfico de la Antártida tras vencer en la carrera al último lugar inexplorado de la Tiera a la expedición británica dirigida por el capitán de la Royal Navy Robert Falcon Scott, (también un remarcable explorador) en uno de los episodios más bellos, épicos y trágicos de la historia de las exploraciones.


La expedición de Amundsen había sido concienzudamente preparada pero había sido prevista para ser la primera en alcanzar el Polo Norte. Tras conocerse la noticia de que el norteamericano Robert Peary la había alcanzado previamente, los noruegos decidieron cambiar el objetivo de la expedición dirigiéndose hacia el Polo Sur, pues éste aún no había sido conquistado.

La expedición se trasladó a las latitudes antárticas a bordo del Fram, un buque que Amundsen había utilizado en otras de sus exploraciones árticas. Una vez allí, los noruegos hubieron de continuar camino en tierra ayudados por 116 perros de tiro huskies para los trineos (y como reserva de proteínas para ir alimentando a los demás según fuera necesitándose) fue todo un éxito y Amundsen y su equipo alcanzaron su objetivo el 14 de diciembre de 1911.


El polo sur fue alcanzado 35 días antes que la expedición de Scott, quien llegó a la Antártida a bordo del barco Terra-Nova. Amundsen levantó en pleno Polo su campamento, llamado Polheim. Decidió dejar una tienda con una carta en su interior que daba testimonio de su logro, en el caso de que el equipo no pudiese regresar a Framheim.

La expedición de Scott, que había utilizado trineos motorizados y ponies siberianos que se revelaron poco adecuados para las terribles condiciones climáticas (al congelarse el sudor que transpiraban por la piel) terminó fracasando. Según los trineos fueron estropeándose y los ponies iban muriendo, tuvieron que ser los hombres quienes tuvieron que tirar de los trineos.

Scott y sus hombres alcanzarían el polo 34 días después, el 17 de enero de 1912. Sin embargo todos perecieron a finales de marzo de 2012 durante una tormenta, cuando realizaban el camino de vuelta y sus cuerpos congelados fueron encontrados casi un año después. Ante la falta de medios de comunicación, el éxito de Amundsen no fue anunciado públicamente hasta el 7 de marzo de 1912, cuando el equipo llegó a Hobart, en Australia.

Todo su viaje sería narrado en su libro El Polo Sur: un informe de la expedición antártica noruega en el "Fram", 1910-1912. Amundsen también fue el primero en surcar el Paso del Noroeste, que unía el Atlántico con el Pacífico, y formó parte de la primera expedición aérea que sobrevoló el Polo Norte.


Para profundizar más en la apasionante historia de esta carrera por la conquista del Polo Sur les ofrecemos este documental que pone imágenes a uno de los estupendos Pasajes de la Historia narrados por Juan Antonio Cebrián en su programa La Rosa de los Vientos, el que el
tristemente desaparecido periodista y locutor albaceteño dedicó a esta aventura. En él nos cuenta la vida de exploraciones y descubrimientos de Amundsen y su obsesión por la conquista de las últimos lugares inexplorados de la Tierra. Para finalizar queremos tener un recuerdo para los desdichados 19 ponies y casi cien perros que entre ambas expediciones tuvieron que morir para que un grupo de hombres pudieran satisfacer su gran ambición.



Videos tu.tv